Un estudio señala que algunos cambios en la dieta pueden limitar la progresión de la hipertensión pulmonar

Comisa sana

Según un estudio reciente, una dieta pobre en dos aminoácidos llamados glutamina y serina podría mejorar la salud de los vasos sanguíneos pulmonares y reducir la progresión de la hipertensión pulmonar.

Los investigadores descubrieron que estos aminoácidos son utilizados por las células de los vasos sanguíneos para producir otros aminoácidos, componentes del colágeno, lo que provoca la rigidez de los vasos, un sello distintivo de la hipertensión pulmonar. Los aminoácidos son los componentes básicos de las proteínas.

De acuerdo con el equipo, este hallazgo abre una nueva vía para tratar la enfermedad, porque ahora, en lugar de depender solo de medicamentos y trasplantes, existen intervenciones prometedoras relacionadas con el estilo de vida.

La hipertensión pulmonar se caracteriza por una elevada presión sanguínea en las arterias pulmonares, los vasos sanguíneos que irrigan los pulmones, debido a que estos se estrechan y se vuelven rígidos.

La rigidez vascular está causada por varios factores, en particular la activación excesiva de los fibroblastos, que mantienen la estructura del tejido pulmonar y contribuyen a la remodelación vascular a través de varias proteínas. Entre ellas se encuentra el colágeno, principal componente proteico del tejido conjuntivo, que proporciona estructura a tejidos y órganos.

En el estudio, a partir de fibroblastos expuestos a bajos niveles de oxígeno, un factor desencadenante de la hipertensión pulmonar, descubrieron que los fibroblastos activados tienen un ansia notable de glutamina y serina, que se utilizan para producir unos aminoácidos llamados prolina y glicina, los principales componentes básicos del colágeno.

A continuación, en un modelo de rata de hipertensión pulmonar, descubrieron que, reduciendo el uso celular de glutamina y serina mediante inhibidores químicos específicos, podían disminuir la producción de colágeno y la rigidez de los vasos sanguíneos.

Asimismo, el equipo descubrió que reducir la ingesta dietética de alimentos ricos en glutamina y serina ayudaba a reducir la sobreproducción de colágeno y la consiguiente rigidez de los vasos sanguíneos.

En consecuencia, los investigadores señalaron que evitar los alimentos ricos en glutamina y serina o comer alimentos que no contengan ninguno de estos aminoácidos podría mejorar la eficacia de los medicamentos actuales contra la hipertensión pulmonar.

Además, exponen que se deberían hacer más estudios para determinar si las fuentes dietéticas de estos aminoácidos contribuyen de forma predominante y directa a la fibrosis vascular pulmonar en la hipertensión pulmonar o si las alteraciones dietéticas pueden servir también como desencadenante primario pero indirecto de la producción o degradación alterada específica de aminoácidos en el pulmón a medida que progresa la enfermedad.

Por otro lado, estos hallazgos pueden contribuir a la creación de una nueva prueba diagnóstica no invasiva para la hipertensión pulmonar que utilice la tecnología de la tomografía por emisión de positrones y un trazador para evaluar específicamente la captación de glutamina por las células pulmonares.

Este cribado podría permitir un diagnóstico más precoz, así como la aplicación de enfoques dirigidos al estilo de vida y al tratamiento. También podría permitir a los médicos controlar con precisión la progresión de la enfermedad y la eficacia del tratamiento.

Estudio completo

Logo Web de Interés Sanitario

Entidad declarada de Utilidad Pública con fecha 28 de septiembre de 2021

Hipertensión Pulmonar España Organización de Pacientes (HPE-ORG Pacientes)
Inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones: Sección: 1ª/ Número nacional: 611682
Inscrita al Registre Municipal d’Entitats i Associacions Ciutadanes de Sant Feliu de Llobregat, amb el nº d’inscripció 252

© 2016-2024 Hipertensión Pulmonar España Organización de Pacientes
Sitio creado por 08921 Solucions Creatives